5 сonsejos para frenar el envejecimiento prematuro
No podemos evitar cumplir años, pero sí podemos frenar y tratar algunas de las manifestaciones del envejecimiento prematuro, mediante la combinación estratégica de alimentos, practicando actividad física regular, controlando el estrés crónico al que estamos sometidos y la ayuda de nutricosméticos y suplementos antioxidantes.

¡Estos consejos han sido desarrollados por los mejores nutricionistas del país y los compartimos contigo de primera mano!

1- Antioxidantes

La vitamina A y los carotenos mejoran la estructura y el aspecto de la piel, mucosas, cabello, uñas y vista. Están presentes en frutas y verduras como el melón, mango, caqui, zanahoria, tomate, pimientos, espinacas, canónigos, berros, alga nori y boniato. La vitamina C es necesaria para la síntesis de colágeno y rejuvenece el sistema inmunológico, facilita la cicatrización y la absorción del hierro. Está presente en los cítricos, grosellas, guayabas, pimientos, coles de bruselas, coliflor y brécol. Los fumadores necesitan un mayor aporte. La vitamina E reduce el daño por radicales libres y mantiene la piel luminosa y elástica. Abunda en el aceite de oliva y los frutos secos. Los polifenoles y flavonoides son antioxidantes que reducen la formación y neutralizan los radicales libres. Abundan en bayas como arándanos y maqui, uvas, vegetales, té y vino.

2- Minerales

Para el funcionamiento de las enzimas antioxidantes son necesarios algunos minerales que actúan como cofactores: El selenio y la vitamina E previenen el daño celular. Fuentes de selenio son la carne de cerdo, pavo, pescado, marisco y frutos secos. El aceite de oliva es el alimento que aporta más vitamina E. El zinc potencia la acción de la vitamina A, fortalece el cabello, la cicatrización y es protector hepático. Las principales fuentes son el salvado, la avena, germen trigo, pipas de girasol y calabaza, semillas de sésamo, maíz, algas y chocolate.

El magnesio ayuda a estabilizar el calcio en los huesos y dientes, calma el sistema nervioso y reduce los calambres. Está presente en frutos secos, cereales integrales y también en el chocolate. El cobre aumenta la asimilación del hierro y de la vitamina C. Reduce las líneas de expresión y minimiza las manchas de la piel. Sus principales fuentes son legumbres, cereales integrales, hígado, mariscos, ciruelas y pasas.

El hierro activa la oxigenación celular, la formación de colágeno, el sistema inmune y hace sinergia con las vitaminas del grupo B. Su principal fuente son los moluscos como mejillones y almejas, carnes rojas, morcilla, legumbres, verduras de hoja verde oscura, lombarda, perejil, alcachofa, brócoli y coliflor.

3- Omega 3 (pescado azul)

De gran poder antinflamatorio, el omega 3 ralentiza el envejecimiento prematuro, activa la memoria, la concentración y la agudeza visual. Ayuda a reducir el colesterol y la tensión arterial. Abunda en los pescados azules (salmón, atún y anchoas), en el krill (crustáceos marinos) y en el lino y la chía. Las fuentes vegetales se asimilan muy poco y las de origen animal, al cocinarlas pierden mucha actividad, por lo que se recomienda en forma de suplemento concentrado.

4- Más fibra

Las frutas, verduras y legumbres aportan fibra y agua. Al incluirlas en tu dieta antiaging evitas el estreñimiento y potencias la eliminación de toxinas. Además, reducen los niveles de colesterol circulante evitando que se absorba en exceso y tienen un efecto protector sobre el cáncer de colon.

5- Aumenta el consumo de cebollas, ajos y puerros

Son ricos en sulfuro que mejora la eliminación de toxinas y repara los cambios producidos en la piel por el paso del tiempo. Hidratan y aclaran el tono del cutis.

¡Esperamos que estos consejos te ayuden a mantener tu piel joven el mayor tiempo posible!

26 febrero / 2021

Autor: Sofia Fernandes
Si tiene alguna pregunta, comuníquese con nosotros de la manera que más le convenga:

E-mail: support@douceur.com
Teléfono:
+52 466 567 76

© All Right Reserved. My company Inc.
e-mail us: hello@company.cc